Completando mis unidades tácticas

Dado el calor que hace hoy, no me apetece nada ponerme a pintar esta tarde, así que me he dicho: “Tío, parado no puedes estar. Algo tienes que hacer”. Y así ha sido.
Mis unidades tácticas de los Marines Espaciales son básicas, no tienen ningún arma especial salvo el lanzallamas. Está claro que necesito complementar estas unidades con cosas que hagan realmente daño al enemigo, sobre todo porque no tengo armamento anticarro salvo el lanzamisiles, lo que deja a mis unidades tácticas en pelotas contra una lista acorazada o de criaturas monstruosas con alto número de heridas.
Por lo que ya era hora de poner unos pocos rifles de fusión en las unidades tácticas. Dicho y hecho, aun estoy en ello pero quería subir un par de fotos para que sepáis como va a terminar.

Lo primero era escoger las miniaturas que llevarán el arma. Y en vez de elegir unas miniaturas de plástico de alguna de las últimas ediciones me he decantado por unas miniaturas de plomo, no de metal blanco, de las segunda edición. Estas miniaturas son ligeramente más pequeñas que las nuevas pero como las voy a colocar en unas peanas hechas por mi, les darán un poco más de altura y apenas se notará la diferencia.

Estas miniaturas en particular estaban a medio pintar, por lo que ahora mismo están sumergidas en un tanque de “ácido” para decapar la pintura de sus armaduras de ceramita. Las tres miniaturas que están en este proceso son parecidas a las que aparecen en la siguiente foto.

Estas miniaturas llegaron hace un año a mi casa desde la de Imarchi, lo cual no le agradecí lo suficiente, porque solo veía marines y más marines, sin saber cuando iba a ponerme con ellos. Pero por fin he encontrado su utilidad. Además entre eses miniaturas había una ya equipada con rifle de plasma, que ya tengo imprimada desde hace tiempo y sólo falta que me siente a pintarla. Pero continuemos.
En mi vorágine de reciclar miniaturas, también he reciclado brazos y hombreras para poner los rifles de fusión. Estos rifles de fusión son copias en resina, llenas de rebabas porque en su día fueron una prueba, pero como la cosa no está para tirar; he reutilizado las piezas y estoy en pleno proceso de limpiado.
Aquí os dejo la foto de los rifles pegados a los brazos y en diferentes fases de limpiado.

La lástima es que no he podido sacar una foto mejor, pero la que aparece en la parte inferior está ya totalmente limpiada, y la de arriba aun le queda mucho trabajo por hacer. En cuanto termine de limpiar rebabas veré si puedo sacar las miniaturas de su tanque de decapado y limpiarlas también y proceder a su montaje definitivo, imprimado y pintado. Eso si, serán destinadas a las unidades tácticas que aun tengo pendientes por pintar.

A partir de mañana comenzaré a plantearme objetivos, al igual que en su día hice cuando empecé con los tiránidos. Como ya ando dándole vueltas a mis posibilidades, mi idea es pintar una unidad por semana, 10 marines. Si incluyo el vehículo de transporte fijar el tiempo en 10 días, pero aun no tengo claro si podré cumplir esos plazos.
¿Porqué?
Pues sencillo, lo que más prisa me corre por pintar es mi Segunda Compañía, por lo que me queda por delante unos 45 marines. A saber, 2 unidades tácticas completas, 1 unidad de devastación completa, media unidad de devastación y una unidad de asalto completa.
En el caso de las unidades de devastación, como en cualquier otra unidad, hago las unidades de diez marines, olvidándome por completo de que lista haré para jugar. Una de las unidades de devastación está compuesta por cuatro lanzamisiles y su sargento, que ya están pintados, pero meter otros cinco marines para asumir bajas siempre es buena idea (en partidas de más de 2000 puntos, claro). La segunda unidad de devastación es lo que aun no tengo claro como quedará, aunque la he montado con cuatro cañones láser, ya se que no tendré muchas oportunidades de usar una unidad así, pero nunca se sabe cuando jugaré una partida de Apocalipsis de nuevo y entonces si le veo su utilidad.
Pero claro, también está el tema de los vehículos, tengo pendientes seis rhinos por pintar, con las opciones de conversión a razorback y whirlwind. Para lo primero mi intención es montar tres torretas de cañones láser acoplados, dos de bolter pesado, dos de láser y plasmas acoplados y otro par de cañones de asalto acoplados; sólo para tener un poco de todo y poder escoger lo que necesite cuando llegue el momento (por ahora los lanzallamas pesados se quedan fuera).

Sea como fuere, esta noche me sentaré a pintar y a “rumiar” como llevaré a cabo este nuevo reto.

Más refuerzos

Feliz San Viernes
Como dice el título de esta entrada, tengo nuevos refuerzos para mis marines espaciales. En concreto hoy acabo de recibir una compra ha realicé hace un par de días por Ebay. Son cosas de segunda mano y que ya están montadas, no a mi gusto pero ha salido a muy buen precio, así que no me puedo quejar.
Pero vayamos al grano, lo recibido esta mañana es, una cápsula de desembarco, con la que ya sumo tres a mi ejército. Un rhino, para jubilar uno de los antiguos y que pasará por el taller mecánico para ser transformado en algo que aun no sé. Y por último un predator, sumándose al único que tenía.

La cápsula ya ha sido desmontada para poder eliminar los arneses de las tropas, no se porqué pero esos arneses nunca me han gustado, aunque las piezas las he guardado porque seguro que les encontraré uno para otras cosas.

El rhino, se queda como está, porque está tan bien pegado que prefiero no tocarlo y pintarlo directamente. Para su pintado… bueno… no se como explicarlo, pero va a ser mi conejillo de indias y lo pintaré con aerógrafo, a ver que tal me sale. Y si sale bien, me animaré a pintar los otros cinco rhinos que tengo esperando a pasr por el taller de chapa y pintura.

Respecto al predator, pues la verdad no se que voy a hacer aun con él, tengo otro a medio pintar aun, así que ya veremos como voy avanzando con la pintura y le colocaré en una posición u otra. El tiempo libre dirá.
Mi idea era hacerme con un tercer predator pero no tengo ninguna prisa en adquirirlo, a menos que encuentre una muy buena oferta.

Si a esto le sumamos el escuadrón de motos que he comprado también esta semana, y el escuadrón que tengo pendiente de pintar desde hace años, creo que por ahora los refuerzos de mis marines son suficientes. Quizá, si exceptuamos el dreadnought que he pedido a Chino Forge para ver como son y si merece la pena.
Como me pasa con los tiránidos, tengo pendiente hacer una foto de familia, aunque en el caso de los marines la mayoría está sin pintar aun, y quizá si hago esta maldita foto me animo a seguir pintándolos.

Hace un par de días estuve leyendo en uno de los blogs de la Forja (siento enormemente no recordar el nombre del blog), que entre varias personas tenían montada una competición para animarse a pintar las miniaturas y me parece que voy a tener que organizar lo mismo aquí en Madrid con algún o algunos colegas, porque todos estamos igual, no le damos salida a las miniaturas y eso es bastante lamentable. Así que si alguno se apunta, que me lo diga y nos ponemos en marcha y discutimos las condiciones.

Volviendo al tema de las fotos de familia, ya se que las tengo pendientes desde hace mucho tiempo, pero como en casa no tengo sitio para desplegarlo todo de forma correcta tengo que moverme a casa de algún amigo, en este caso será Imarchi, aunque me patee las pelotas 😛 y si no me pone muchas pegas (espero que no) mover tantas miniaturas me servirá también para liberar las estanterías y limpiarlas, que les va haciendo mucha falta. Eso sí, descarto hacer todas las fotos de familia el mismo día, puesto que son tres ejércitos distintos y a cada cual con más miniaturas. La duda será con que ejército empezar.
Creo que por hoy ya está bien de dar la brasa, voy a esperar que se pase un poco el calor del mediodía, y esta tarde empezaré a hacer algo de utilidad en la mesa de trabajo, que tengo muchísimas cosas pendientes y no hago más que emponzoñarme más y más con proyectos nuevos.

Pocas novedades

Como ya sabéis, las últimas semanas no he estado demasiado activo. Todo es debido a que estoy en búsqueda activa de trabajo y no están las cosas muy fáciles para un administrador de sistemas especializado en productos Microsoft.
Sin embargo, aprovechando algunos huecos en mi escaso tiempo sigo dando rienda suelta a mis aficiones. Así que os presento mi última adquisición, un escuadrón de tres motocicletas de los marines espaciales. La caja ya es antigua y los torsos de los pilotos son de metal y viene equipados con armas especiales, un rifle de plasma, uno de fusión y el torso de un sargento con espada, lo cual me va a permitir dar un poco de variedad a mis escuadrones de motos cuando las tenga listas para pasar por el taller para su pintado.

Esta caja la he comprado por Ebay, claro está, a muy buen precio y espero sacarle rendimiento muy pronto, porque tengo intención de volver a pintar mis marines a ver si soy capaz de terminar el pintado de lo que será mi Segunda Compañía de los Cruzados Errantes.
Dada la burrada de marines espaciales que tengo en casa, a parte de lo que ya tengo pintado, aun tengo suficientes para montar la Primera Compañia y casi una compañía adicional, que centraré en tropas de ataque rápido, casi con total seguridad. Para ser sinceros, podría haber diseñado varios ejércitos de marines espaciales y así tener variedad con la que jugar, pero para mi ha primado, sobre todo, la posibilidad de pintar todo de forma uniforme para exponer en casa un ejército con la mayor variedad de armamento posible y de un mismo Capítulo.
Desde luego no voy a pintar el Capitulo completo, porque sinceramente no lo veo nada viable, pero con el tiempo si me gustaría tener una vitrina donde exponer al menos tres compañías completas y sus opciones de transporte.
Una de las cosas que más me gustan de este proyecto es que voy a tener la posibilidad de ir mezclando miniaturas de distintas ediciones dentro del Capítulo, y que a su vez han sido pintadas en diferentes épocas de mi vida dentro del hobby.

En referencia a los marines espaciales también tengo pendientes otros proyectos, uno de ellos es la clonación del Land Raider MK1 que renové hace poco, y espero hacerlo este mes de agosto, aprovechando que la cosa estará muy parada tanto en partidas (que espero que no) y de mi búsqueda de trabajo.

Por otro lado, no he olvidado a mi ejercito de enanos de Mantic, y ayer saque una nueva bandeja de movimiento del molde.

Una nueva bandeja para veinte miniaturas que tengo pendientes de pintar, a decir verdad, casi todo el ejército está pendiente de pintar, porque de las 220 miniaturas que son únicamente tengo pintadas unas 40, así que aun me queda mucho tajo por delante. Y todo esto sin contar las 20 o 25 que tengo aun sin montar.

Y como no, aun estoy liado con un proyecto desde hace un año, de hecho dentro de cuatro días se cumplirá un año desde que me decidí a montar un ejército tiránido. Aun tengo pendientes algunas miniaturas de pintar, en concreto cinco termagantes y cinco genestealers que tengo empezados y están a falta de una capa de tinta, el decorado de sus peanas y su barnizado. La verdad es que podría tenerlas terminadas hace ya tiempo, pero me ha dado mucha pereza ponerme con estas miniaturas. Sobre todo porque tengo otros proyectos abiertos para los tiránidos y están en el mismo punto que los deje hace unos meses. Creo, sinceramente, que me he saturado con tanta “centolla” y tengo que descansar un poco de ellos. De todos modos, aprovecharé tiempos muertos para ir haciendo las conversiones que tengo en la carpeta y subiré las fotos para que veáis los avances.

Como siempre, me he juntado con muchas cosas, algunas más de las que puedo sacar adelante, pero con paciencia me iré poniendo con ellas. En las últimas semanas también hemos montado un grupo de personas de la Forja de Marte una especie de taller de conversionado y clonación, para personalizar nuestros ejércitos y este nuevo proyecto significará que con el tiempo me meteré en algún ejército más. De hecho durante los últimos meses he ido haciendo acopio de piezas y miniaturas con las que ponerme a trabajar más adelante y lo que tengo en mente es un ejército de la Guardia Imperial con muchos Rough Raiders basados en gélidos de fantasy, aunque si os digo la verdad también ha pasado por mi cabeza hacerlos con camellos y/o dromedarios, sólo por hacerlos diferentes.

Creo que ya he soltado todo lo que tenía en la cabeza, no todo, pero si lo más agobiante. Tengo todavía que continuar con los artículos dedicados a la clonación en resina, no me he olvidado de ellos, pero aun tardaré unos días en terminar el siguiente, hay cosas que debo cambiar porque no me he expresado con claridad y lo que no quiero es liaros. Así que por ahora no hay más. Pasad un buen día.

Mecánica en Marte (VI)

Llegó la recta final para el Land Raider, aun me queda dar un poco de masilla en las aberturas antes de que pase por la Forja de nuevo, pero aquí lo tenéis montado con bluetac para que podáis haceros una idea de como quedará totalmente montado.

Le he puesto algunos detallitos de distintos kit más modernos, como el águila, un pergamino y unas pocas calaveras. Pero como podéis comprobar no he colocado los tubos de escape ni otros elementos que le faltan. Estas cosas que le faltan se las pondré después de realizar los moldes, para no complicarme la vida.
Respecto a los moldes… bueno… estoy buscando el recipiente adecuado para hacerlo, son tres piezas bastante grandes y por casa no tengo nada para estos tamaños, y por desgracia no tengo piezas de construcción del tipo tente o lego, así que seguramente me tocara hacer el encofrado en contrachapado.
Ahora que lo veo así montado me reafirmo en mi gusto por este modelo, no es que el nuevo Land Raider no me guste, pero este en concreto con ese aire de la Primer Guerra Mundial me encanta.
Ya dejando al Land Raider a un lado, esta mañana he estado quitando pintura de miniaturas antiguas, en concreto a unos marines de plástico de la caja RTB01, o mejor dicho a algunas de las piezas de estos marines.
En los próximos días seguiré con algunos más, a ver cuantos logro limpiar para empezar su transformación. Como con el Land Raider a estas miniaturas les voy a transformar para actualizarlas lo justo para que no pierdan el gustillo ochentero pero para que dejen de ser tan sencillas, y para ello lo primero es que ganen un poco de altura, luego todo lo demás vendrá rodado. Así que dentro de poco estaré de nuevo con el cúter y la masilla en ristre.

Mecánica en Marte (V)

Los avances de hoy no han sido muchos, pero por lo menos ya tengo una visión general de como va quedando el carro. La idea es hacerlo más voluminoso, más mazacote, aunque no sea más largo, por decirlo de alguna manera.
Como contaba esta mañana, o mejor dicho ayer por la mañana, veo que esta conversión es una base perfecta para convertirlo al caos, y no he parado de darle vueltas a esa idea en la cabeza durante todo el día, así que seguramente, más adelante haga una conversión nurglesca del cacharro.
Os dejo las fotos de los avances.

Mecánica en Marte (IV)

La noche de ayer fue bastante más productiva de lo que esperaba, y aunque el trabajo me llevó mucho más tiempo del calculado, creo que el resultado final merece la pena. Aun así le tengo que meter algo de decoración porque veo que este Land Raider va camino de convertirse en un “venerable”.

Por ahora esto está así, tengo que repasar las aperturas de las puertas con masilla para igualar los cortes, y que todo encaje a la perfección. Y como comentaba un par de líneas más arriba, tengo que meter algo más de decoración para recargarlo sólo un poco y que no quede tan desangelado
Ahora el siguiente reto es incorporar los láseres antiguos a la estructura moderna, aunque seguramente prescinda de los elementos más modernos y cree una estructura desde cero para incorporarlo a los afustes.

Pero eso será trabajo para esta tarde y la noche. Ahora quiero centrarme en la masilla para ir cerrando huecos he igualar todas las aristas. Como ya comente al principio de esta serie de entradas la idea que tengo cuando termine la conversión, es poder hacer moldes y clonar este Land Raider para tener entre 3 y 4 y así darle otra personalidad a mi ejército, pero sobre la marcha me he dado cuenta que con algunas transformaciones más este vehículo quedaría genial para el Caos, y aunque yo no juego con marines del caos creo que haré más adelante sobre las copias que realice un par de conversiones adicionales, posiblemente Nurgle y Khorne, aunque me llama mucho la atención hacer algo para Slannesh. Pero no adelantemos acontecimientos, que para eso aun queda mucho tiempo.

Mecánica en Marte (III)

Como ya dije anoche, me puse a actualizar este trabajo en los foros, y sin embargo no lo hice aquí, así que ya va tocando.
Ayer el día de trabajo fue intenso, aunque los avances parecen pocos, la verdad es que son algo lentos y me llevaron todo el tiempo libre que tenía ayer. Para empezar, cerré el habitáculo y empecé a sellarlo con masilla verde diluida en acetona.

Como veis ya le he colocado una escotilla de las modernas, cerrando el orificio superior. Y he preferido ponerle un marine asomando, en vez de dejarla simplemente cerrada, por darle algo de vistosidad.

Otro de los avances, y quizá el más laborioso ha sido este, abrir una nueva abertura en el lateral del blindaje, además de tener que hacerlo con cuidado para no romper la pieza, había que luchar con el lado interno que tiene partes más gruesas de plástico y se convirtió en un gran problema a la hora de cortar. Pero con paciencia…

Aunque aun no se donde van a ir colocados los afustes de armamento, sobre todo porque aun no los tengo, pero esta tarde los tendré (gracias a Ovidiubaja de La Posada del Friki), era totalmente necesario abrir estas “entradas” en los laterales. Esta tarde en cuanto me ponga de nuevo estudiaré como ponerlos.

Y dependiendo del tamaño utilizaré las puertas originales del Land Raider o bien las de un Rhino, que de hecho ya tengo personalizadas.

Así que por ahora, el proyecto se para hasta esta tarde que tendré los componentes que me faltan y lo retomaré haciendo mis cábalas para hacer un montaje lo más limpio posible.